spot_img
lunes, abril 15, 2024
InicioMotor y Coches¿Por qué no comprar un coche híbrido?

¿Por qué no comprar un coche híbrido?

-

Los híbridos son una pérdida de dinero.

No tienen sentido para la mayoría de la gente e incluso podrían ser perjudiciales para el medio ambiente.

Los híbridos suelen ser más caros que los coches convencionales, y el precio de la gasolina sigue siendo relativamente bajo.

Si buscas una forma de ahorrar dinero en gasolina, cómprate un coche más pequeño.

Los híbridos son más caros que los coches convencionales, y el precio de la gasolina sigue siendo relativamente bajo.

Si buscas una forma de ahorrar dinero en gasolina, cómprate un coche más pequeño.

Los híbridos son caros.

Los coches híbridos son más caros que los no híbridos.

Pueden costar miles de dólares más que un coche no híbrido.

Si buscas una forma asequible de desplazarte, los coches híbridos no te servirán. Los híbridos no ahorran dinero en gasolina ni en mantenimiento.

Puede que pienses que es más barato conducir un coche híbrido por su alto kilometraje, pero no es necesariamente cierto.

La potencia extra del motor hace que consuman más gasolina que los no híbridos.

El precio más alto se debe a los componentes adicionales necesarios para que funcionen, que pueden añadir miles de dólares a la compra del vehículo.

Por ejemplo, un Toyota Prius cuesta unos 3.000 dólares más que su homólogo no híbrido, mientras que un Honda Accord Hybrid añade unos 2.000 dólares a su precio base.

El coste de estos componentes se repercute en el cliente cuando compra uno de estos vehículos, y es dinero que podría gastar en otras cosas.

Los híbridos son lentos.

Los híbridos son más lentos que otros coches.

Los híbridos no son buenos para las carreras, ni para las carreras de aceleración, ni para la NASCAR, ni para la Fórmula 1.

Tampoco son buenos para la Fórmula E porque la tecnología aún está en pañales y no hay forma de recargar las baterías durante una carrera sin parar del todo (lo que sería bastante embarazoso).

Si te gustan los coches rápidos y la velocidad, los vehículos híbridos no son lo tuyo.

Los híbridos no son buenos para las carreras, no son buenos para las carreras de aceleración, no son buenos para la NASCAR, no son buenos para la Fórmula 1.

Tampoco son buenos para la Fórmula E porque la tecnología aún está en pañales y no hay forma de recargar las baterías durante una carrera sin parar del todo (lo que sería bastante embarazoso). Si te gustan los coches rápidos y la velocidad, los vehículos híbridos no son lo tuyo.

Son una mala inversión.

Los coches híbridos son una mala inversión.

El mercado de los híbridos está creciendo y hay muchas razones por las que la gente los compra, pero si buscas una inversión que te compense a largo plazo, puede que no sea la mejor idea.

El coste de los híbridos ha bajado con el tiempo, pero siguen sin ser baratos ni mucho menos. Según Edmunds, «el precio medio de un nuevo modelo híbrido sigue siendo 2.000 dólares más alto que su homólogo no híbrido».

Y aunque algunos podrían argumentar que este mayor coste puede justificarse porque están ahorrando dinero en gasolina -que técnicamente es así-, es importante tener en cuenta cuánta menos potencia tienen realmente estos vehículos en comparación con los coches convencionales (ver más abajo).

no compres un híbrido.

No compres un híbrido.

Los coches híbridos no valen lo que cuestan, y no obtendrás ningún beneficio real de ellos.

Son lentos e inadecuados para viajes largos, así que si conduces muchos kilómetros cada día, esto te resultará frustrante.

Los híbridos tampoco ahorran gasolina: la única razón por la que la gente los compra es porque creen que, a la larga, los híbridos les ahorrarán dinero en comparación con los coches de gasolina tradicionales.

Pero la realidad es que la mayoría de los híbridos son peores inversiones que sus homólogos no híbridos (sin incluir los vehículos eléctricos).

Los híbridos no valen el dinero que te gastas en ellos. Si quieres un vehículo que consuma poco, cómprate un coche convencional diseñado para la autopista. A la larga es más barato y tiene más prestaciones que un híbrido.

Conclusion

Los híbridos son una pérdida de dinero.

Son caros, lentos y una mala inversión.

No compres uno.

Si quieres ahorrar gasolina y dinero, cómprate un coche no híbrido.

La única razón por la que la gente compra híbridos es porque creen que, a largo plazo, los híbridos les ahorrarán dinero en comparación con los coches de gasolina tradicionales.

Pero la realidad es que la mayoría de los híbridos son peores inversiones que sus homólogos no híbridos (sin incluir los vehículos eléctricos).

Los híbridos son coches muy caros.

La única razón por la que la gente los compra es porque creen que, a largo plazo, los híbridos les ahorrarán dinero con respecto a los coches de gasolina tradicionales.

Pero la realidad es que la mayoría de los híbridos son peores inversiones que sus homólogos no híbridos (excluidos los vehículos eléctricos).

Articulos relacionados

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

2 × dos =

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y se aplican la política de privacidad y los términos de servicio de Google.

Ultimas noticias